¿En qué consiste el combustible e85?

Puede ser que alguna vez hayas observado algún vehículo con una etiqueta que lo distingue de otros en el que pone “e85“. ¿En qué consiste el combustible e85? 

Es un tipo de combustible diferente al que suele llenar los depósitos de los coches normales. El e85 es una gasolina mezclada con etanol. El porcentaje de la mezcla oscila entre el 51% y el 83% dependiendo de la zona geográfica y la estación del año: en los meses más fríos, la mezcla debe ser menor al 83% para que el etanol produzca la presión necesaria para arrancar.

Entre las ventajas que existen en el combustible e85 se encuentra un mejor comportamiento ante el frío, por lo que es un combustible más usual y habitual en el norte de Europa.  Además tiene un mayor octanaje, lo que permite que el coche pueda tener algo más de prestaciones.

Pero como en todo, también tiene algún que otro inconveniente, y es que el e85 tiene cerca de un 39% menos de poder calorífico y, a pesar de que las emisiones de CO2 descienden, el consumo aumenta. Y por si fuera poco, solo se puede usar en vehículos Flexifuel (FFV). 

¿Cuáles son los vehículos FFV? No es más que los motores adaptados para funcionar no solo con gasolina tradicional, sino también con mezclas de gasolina-etanol a un máximo del 83%. Como ocurre en Brasil, donde la mayoría de fabricantes ofrecen este tipo de coches. La razón es que un vehículo diseñado para funcionar con gasolina normal no puede funcionar con e85.

Los expertos señalan que el diseño del motor va siempre en paralelo con el diseño del combustible, además este combustible requiere inyectores más gruesos y juntas adaptadas al etanol, que es más corrosivo que el habitual.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*